imagen 2017 001La tercera edición de Sendero Nocturno 3.0 propuesta por la Intendencia para la Noche de los Museos del Ministerio de Educación y Cultura este viernes 8 de diciembre superó ampliamente el número de personas que en las anteriores. La Intendencia elaboró una planificado circuito destacando las capacidades de los profesionales locales.

Todo comenzó en la biblioteca

El coordinador de Museos Departamentales, del Departamento de Promoción y Desarrollo, Alejandro Mesa resumió de esta forma la exitosa jornada: "es un orgullo reeditar y unificar en este Sendero Nocturno, lo que surge de la gestión y la planificacion, valorando capacidades y vertientes artisticas diversas".

El Sendero Nocturno adquiere su dimensión como "marca cultural que se va definiendo -no con actividades dispares-, sino secuenciadas".

Comenzó en la biblioteca "José Pedro Varela". Leonardo Bulanti y Silvio Giordano encabezaron una muestra sobre antiguas publicidades en medios gráficos, que resultó de un proceso de digitalización. Como explicó la directora de Cultura Liliám Silvera, el trabajo de este grupo de sanduceros fue honorario y como colaboración con la Intendencia y en particular con la biblioteca. Se trató de un momento de reflexión que presenciaron personas cuyas edades oscilaron entre los 80 y los 16 años.

En el Museo Histórico

Al finalizar esta presentación, se trasladaron al Museo Histórico donde el público fue recibido con una coreogafía "de gran calidad", dijo Mesa, a cargo del Instituto Laura Galín, celebrando los 100 años de La Cumparsita.

Culminado la coreografía, dentro del museo, estaba la Jazz Band. Mesa destacó la profesionalidad de los jóvenes de la Escuela Departamental de Música de la Intendencia. Bajo la dirección de Reinaldo Pina, se pudo presenciar el gran nivel de la propuesta.

Entonces irrumpió el personaje Norma Leyes que en procesión encabezada por una antiquísima Ford T, tomaron por calle Leandro Gómez, Zorrilla de San Martín hasta llegar a la última estación del sendero.

Monumento a Perpetuidad

Diego Ayala realizó en la puerta del lugar un juego de malabares festejado por el público y con su antorcha, ingresó al lugar, seguido por cientos de personas.
"Zafarrancho II, profanadores de historias", presentado por Espacio Imagina fusionó las tradiciones populares a través de relatos de autores como JUCECA, relacionados con la historia de los monumentos y canciones con impecables arreglos musicales. Se creó un ambiente intimista y reflexivo "a través de relatos universales".

El público, sentado frente al escenario montado en la capilla en sus sillas, en el suelo o de pie alrededor de los monumentos vio una presentación que fusionó distintos géneros musicales. Sobre las paredes en la mitad de la presentación, se proyectó un corto animado.

Un proceso institucional colectivo

Para la Intendencia, hacer este tipo de eventos requiere "estar en cada detalle de producción: desde el afiche, colocación de telas, luces, amplificación y sonido".

Alejandro Mesa define este trabajo como resultado de ese valor agregado que se genera desde cada área de la Intendencia involucrada y que comenzó en Secretaría de Comunicación, con el diseño de un "afiche contundente" hasta dejar listos los lugares y escenarios para atraer al público.

 

 

Submit to FacebookSubmit to Google PlusSubmit to TwitterSubmit to LinkedIn