El Intendente Olivera confirmó regularización de Antena 35 y realojo de familias de varias zonas como El Espinillo

Absolutamente todos van a mejorar sus condiciones de habitabilidad”, expresó esta tarde el Intendente Nicolás Olivera al confirmar a los vecinos del barrio Antena 35 la ejecución de un proyecto de regularización en esta zona de la ciudad, además de un proceso de relocalización de familias afincadas en un sector adyacente y permanentemente expuesto a los desbordes del arroyo Sacra. De esta forma la Intendencia cumple con un compromiso y dará comienzo a un proceso largamente demandado.

Décadas de espera

El barrio Antena 35, en muchas zonas con características de asentamiento, ocupa un amplio sector del área sur de la capital departamental y se extiende a ambos lados de calle Montevideo a la altura de Almagro y Parkway, en tanto incluye viviendas construidas en zonas inundables adyacentes al arroyo Sacra.

Este sector, habitado por unas 150 familias, ha carecido históricamente de servicios básicos como energía eléctrica, agua potable y saneamiento, sin mencionar la precariedad de muchas de sus viviendas, la falta de infraestructura vial como desagües pluviales y la alta población de menores de edad.

De acuerdo a lo informado por varios vecinos, desde hacía décadas se venía demandando la regularización del vecindario y finalmente, tras muchas frustraciones, el Gobierno Departamental liderado por el Intendente Nicolás Olivera, en coordinación con la Dirección Nacional de Integración Social y Urbana (Dinisu) del Ministerio de Vivienda, llevará adelante obras de regularización y urbanización en dos grandes sectores, al tiempo que acometerá un proceso de relocalización de familias afincadas en áreas inundables y en otros sectores de la ciudad, para lo cual ya se avanza en los procesos de expropiación de terrenos en varias zonas.

Este proyecto, que cambiará sustantivamente la calidad de vida de muchos sanduceros, abarcará, por un lado, dos grandes sectores del cuadrante delimitado por las calles Almagro, Treinta y Tres Orientales, Parkway y 19 de abril, en el barrio denominado Antena 35 debido a que durante décadas estuvo emplazada en esa zona la antena de CW 35.

A estos dos grandes sectores (denominados para el proyecto Manzana I y Manzana II), se sumará el espacio ubicado al sur de Parkway, desde Independencia hasta Montevideo (Manzana III), cuyas familias, permanentemente expuestas a las inundaciones, serán realojadas en viviendas nuevas.

Este componente de realojos también contempla a familias del Bajo Curupí, El Espinillo (zona del Vertedero Municipal) y otros lugares con características de asentamiento, sumándose alrededor de 270 familias.

Anuncio a los vecinos

En la zona de Almagro y Montevideo, acompañado por parte de su equipo y por los integrantes de los equipos técnicos que llevarán adelante este importante proyecto, el Intendente Nicolás Olivera anunció personalmente a los vecinos el inicio de un proceso que no solamente contemplará obras de urbanización, sino también el loteo de predios y la generación de calles internas.

Hasta el momento ya se firmaron los contratos con la Dinisu, se establecieron las asignaciones presupuestales y se conformaron los equipos técnicos que tendrán a su cargo la elaboración del proyecto ejecutivo, en tanto están muy avanzadas las gestiones de expropiación de los predios donde se ubicarán los realojos y se realizó el relevamiento de las familias beneficiarias.

Respecto a las características de estas intervenciones, explicó que en las manzanas I y II se generará infraestructura urbana de modo tal que esta zona “sea un buen lugar para vivir”, al tiempo que se lotearán los terrenos, se generará caminería interna y se reubicará -en el mismo barrio y en construcción nueva- a algunas familias cuya vivienda constituya un obstáculo para el proyecto general, es decir por estar -por ejemplo- ubicada en un sector inundable, contaminado o donde está prevista la generación de una calle.

Asimismo, en un esquema de “autoconstrucción”, se proporcionarán materiales para introducir -con apoyo técnico- mejoras en algunas viviendas y también está prevista la relocalización (en un predio cercano) de tres familias afincadas en terrenos no aptos para ser habitados.

Absolutamente todos van a mejorar sus condiciones de habitabilidad; todos van a mejorar las condiciones en que hoy viven”, subrayó el Intendente y adelantó que estas más de 100 familias “tendrán servicios que hoy no tienen” y también habrá muchas que mejorarán su vivienda, adaptándola a los nuevos servicios.

Respecto a la relocalización de familias domiciliadas tanto en Parkway entre Independencia y Montevideo, como en el Bajo Curupí, en El Espinillo y en otras zonas, confirmó que, con la anuencia de la Junta Departamental, ya comenzaron los procesos expropiatorios que posibilitarán la construcción de viviendas destinadas a tal fin.

El Intendente recordó que todo proceso constructivo y de regularización equivale a molestias para los vecinos, pero insistió en que estos proyectos se estructuran con el objetivo de mejorar la calidad de vida de muchas familias, cuyo compromiso y colaboración también serán fundamentales.

“Esperamos contar con el apoyo de todos ustedes”, afirmó.

Luego de explicar los detalles de estos proyectos, también atendió las inquietudes de muchos vecinos, a quienes respondió de forma detallada, en muchos casos solicitando la intervención de algunos de los integrantes de los equipos técnicos que ya vienen trabajando en la zona, fundamentalmente en tareas de relevamiento.

En relación a los plazos de ejecución, se informó que actualmente avanza la elaboración del proyecto ejecutivo y posteriormente se realizarán los correspondientes procesos licitatorios, lo que permite estimar un proceso que abarcará lo que resta del 2022 y los primeros meses del próximo año.

Leave A Reply

4 + diez =