Varias reparticiones de la Intendencia recibieron certificaciones ISO 9001:2015 en el marco del Programa de Modernización y Mejora de la Gestión

Este miércoles en el Florencio Sánchez se llevó a cabo la entrega de certificaciones ISO 9001:2015 a las áreas de la Intendencia que mejoraron todos sus procesos en el marco de la primera etapa del Programa de Modernización implementado en el presente periodo con el objetivo de mejorar la gestión, elevar los estándares de calidad en todos los procedimientos y fortalecer el servicio que se brinda a la ciudadanía. La ceremonia fue encabezada por el Intendente Nicolás Olivera, a quien acompañaron la responsable del Programa de Modernización y Mejora de la Gestión, Antonella Goyeneche y representantes de las empresas y organismos que desarrollaron las auditorías y espacios de capacitación de los funcionarios.

Exitosa primera etapa

A partir de una iniciativa del Intendente Olivera, en el presente periodo la Intendencia instrumentó el denominado Programa de Modernización y Mejora de la Gestión, orientado a mejorar el desempeño de diversas áreas de la actividad de la Intendencia, con énfasis en parámetros como calidad, eficiencia, capacitación, mejora de la experiencia de los usuarios y modernización de los sistemas.

Para tal fin, se involucró a la Oficina de Planeamiento y Presupuesto (OPP), a través del Fondo de Desarrollo del Interior (FDI) y se convocó a la empresa internacional LSQA, que en una primera etapa llevó adelante una auditoría de diagnóstico de desempeño en áreas como Tránsito (Libretas de Conducir), Vialidad (carpeta asfáltica), Barométrica (Servicios), Call Center (Servicios) y Unidad de Bromatología (Servicios), identificando fortalezas y debilidades, así como estableciendo los mecanismos para la mejora de la gestión de cada área, lo que también implicó espacios de capacitación y un proceso de modernización, tanto del material de trabajo como de los procedimientos.

Tras varios meses de trabajo, estas áreas alcanzaron los estándares de calidad de gestión necesarios para la obtención de las certificaciones ISO 9001:2015, instancia que se concretó en el marco de una ceremonia que tuvo lugar en el Teatro Florencio Sánchez, donde también participaron varios directores, jefes de área y funcionarios de la Intendencia, así como el director de Desarrollo Organizacional de LSQA, Ignacio Guarnieri; el coordinador general del Programa de Fortalecimiento Institucional de la OPP, Guzmán Ifrán y la supervisora de la consultora CPA Ferrere, Cindy Crisóstono.

“Un enorme orgullo”

Olivera consideró que este logro es tan importante como la inauguración de la más ambiciosa obra, porque da cuenta de un proceso de mejoramiento y valorización de la tarea que diariamente desarrolla la Intendencia, en particular del rol que desempeñan sus funcionarios.
“Siento un enorme orgullo de ser parte de un equipo que hoy logra esto”, destacó.
Aseguró que el principal recurso que posee la Intendencia son sus trabajadores y trabajadoras, quienes reciben una remuneración por el desempeño de “algo hermoso” como servir a la ciudadanía, “dar respuestas, cambiar la vida de la gente”.

Los certificados obtenidos -agregó- testimonian que la Intendencia es capaz de brindar servicios de primera calidad, equiparables a los de cualquier empresa nacional o internacional, lo que es motivo de orgullo.

“Hoy lo que nos une es ni más ni menos que nuestra condición de funcionarios. Yo soy uno de ellos y podemos decirle a Paysandú que en estas seis áreas estamos dando un servicio cuyos procesos han sido validados por sus estándares de calidad”, subrayó.
También destacó la actitud y el compromiso de los funcionarios con un proceso que ya está siendo tomado como ejemplo por otras intendencias del país, lo que implica satisfacción y a la vez motiva a seguir adelante, incorporando más áreas y mejorando más procedimientos.

“Vamos por más. Vamos a hablar con el resto de los compañeros municipales para explicarles de qué se trata esto, para que se sumen, para que se entusiasmen, para que se contagien y para que la gente de Paysandú, cada vez que vea a un funcionario municipal, entienda que es parte de una Intendencia donde hay muchas cosas que se están haciendo bien”, afirmó.

Compromiso y responsabilidad

La exitosa ejecución de la primera etapa del Programa de Modernización y Mejora de la Gestión demandó un largo proceso de trabajo que implicó la identificación de fortalezas y debilidades; el análisis de los niveles de satisfacción de los usuarios, así como la implementación de diversas estrategias de fortalecimiento de la gestión como espacios de capacitación, modernización y digitalización de procedimientos, adquisición de nuevos equipos y optimización de los procedimientos vinculados a solicitudes y reclamos.

Antonella Goyeneche recordó que estos logros son el resultado de un año de trabajo y también de “la valentía y el coraje” que significó evaluar lo que se hacía bien y lo que se hacía mal; recabar la opinión de los usuarios, observar pormenorizadamente los indicadores y trazar “políticas de calidad” que permitiesen avanzar en base a certezas.
Todo esto -consideró- pudo llevarse adelante “porque había madera”, porque se contaba con funcionarios comprometidos, con ganas de mejorar, dispuestos a salir de la zona de confort, conscientes de que este proceso propiciaría mejoras para todo Paysandú.

Una vez finalizada la parte oratoria, los funcionarios y responsables de cada una de las áreas involucradas en el proceso subieron al escenario para recibir las correspondientes certificaciones de manos del Intendente Olivera y de otras autoridades de la Intendencia, así como de integrantes de las empresas y organismos que encabezaron los diferentes procedimientos.
La jornada finalizó con la actuación del Coro Ciudad de Paysandú.

Leave A Reply

cuatro × dos =